La Pluma de Pedro Pérez

Proceso de cambios

Todo el mundo sabe que los compradores están en proceso de cambios, y que es tendencia comprar poco y con frecuencia. Al menos es lo que se desprende observando el impulso de compra a día de hoy.

Los estilos de vida actuales, e igual los futuros, anteponen las preferencias y las seleccionan. Hoy se ven los objetivos en perspectiva. Se distingue entre lo básico y los impulsos de compra de lo que nos apetece.

Tenemos que estar constantemente trabajando nuevas fórmulas para responder a los deseos del comprador. Las exigencias del escaparate son distintas las de hoy a las de ayer. Los establecimientos grandes tienen mayor posibilidad de ofrecer productos que los pequeños, pero no olvidemos que con la red esas posibilidades se igualan y la competencia se equilibra. Ya no hay grandes o pequeños establecimientos, sino grandes o pequeñas estrategias. La visión comercial es cada día más global y hay que instalar las estrategias al momento que vivimos.

Hay que impulsar nuevos formatos e intentar que respondan a la necesidad del impulso, urgencia y proximidad, y lo que es más importante, confianza y fidelización. Los tres pilares básicos que tenemos que implantar o incrementar son: un modelo físico de tienda, una política comercial clara y transparente y una dinámica comercial con equipos profesionales que se adapten a las circunstancias del comprador, o mejor, a sus exigencias.

Deja un comentario