Novedades

Las nuevas joyas de Kiwi+Pomelo no son como te imaginas

La historia de Kiwi+Pomelo se fusiona con un diseño más innovador.

Kiwi+Pomelo se caracteriza por sorprendernos siempre con joyas que van más allá en cuanto a diseño y creatividad ya que las formas, los colores o la inspiración dan vida a piezas originales y únicas. Esta vez, lo ha a vuelto hacer; Kiwi+Pomelo lanzaba ayer su nueva colección, pero no es ni mucho menos como te imaginas. 
 
Una de las tendencias que más fuerza gana esta temporada es esa en la que las joyas se han convertido en mucho más que unos pendientes o un collar, para pasar a formar parte de nuestro cabello, con complementos que bien pueden considerarse como otra joya. Los pasadores de pelo son el nuevo objeto de deseo y sus variantes son infinitas. Y sí, has acertado, la nueva colección de Kiwi+Pomelo tiene mucho que ver con esto. 

Kiwi+Pomelo siempre ha sido algo más que un producto o un material base, y esta es su filosofía principal, demostrando que Kiwi+Pomelo siempre ha sido y será una actitud, la actitud de aquellas mujeres empoderadas y seguras de sí mismas que les gusta el arte, la moda y el diseño, que buscan originalidad, diferenciar y disfrutar no solo con la moda, sino con todos los pequeños detalles de la vida.
 
En palabras de Nuria Hernandez, creadora de la marca: «Hace ya muchos meses que queríamos adentrarnos en el mundo el cabello, pero queríamos hacerlo bien y poco a poco. Queríamos asegurarnos de que no hacíamos lo que hacían otras marcas, queríamos darle una vuelta a lo que ya habíamos visto antes. Por ello, decidimos focalizarnos en el origen que nosotros conocíamos y no tanto en la tendencia que se puede ver hoy en día y reinterpretarlo«.
Shiny Tortoise
When day meets night
Así es que para Kiwi+Pomelo es importante estar presente en todos los ámbitos, no solo en pendientes o bolsos, ya que la persona que se siente identificada con los valores y la actitud de la marca, busca estar representada en todos los aspectos. La nueva colección nace aquí y las joyas se convierten en pasadores, peinetas o diademas con apliques, donde los corazones y los maxi lazos vaporosos se convierten en protagonistas. «Los lazos vienen pisando fuerte pero no es algo de ahora. Cuando era muy pequeña recuerdo fisgar en la caja de los complementos de mi madre y maravillarme con cada uno de ellos. A día de hoy, ya pasados de moda (o eso creíamos) los teníamos guardados con un cariño infinito como si de tesoros se trataran«, afirma Nuria.
 
Las nuevas propuestas van más allá de las tendencias del momento y la marca se adentra en el mundo del cabello haciendo algo que hasta ahora no habíamos visto: la historia de Kiwi+Pomelo se fusiona con un diseño más innovador, con motivos muy pop, y materiales como el metacrilato que aportan brillos y matices muy especiales y diferentes.
 
«Siempre nos ha gustado mucho la idea de diluir un poco el concepto tradicional de la joya. Una joya no ha de centrarse sólo en elementos como pendientes, anillos y collares; de metales nobles y piedras preciosas. Un diseño cuidado, un buen trabajo artesanal, con materiales contemporáneos, pueden ser considerados también como tal, y que dicho concepto de joyería puede trasladarse a todos los ámbitos que uno desee, considerando otros accesorios como bolsos y zapatos, joyas también; o, en este caso, pasadores«, concluye Nuria.

Deja un comentario