Novedades

El libro de Audemars Piguet sobre relojes complicados

Audemars Piguet fabricó un total de 550 relojes de pulsera complicados.

Audemars Piguet publica su primer libro dedicado íntegramente a la historia de los relojes complicados manufactura, tras cuatro años de investigación y redacción de archivos por parte del Departamento de Patrimonio.

Jules Louis Audemars y Edward Auguste Piguet escribieron las primeras páginas de la rica historia de nuestra Manufactura. Orgullosos miembros de la muy unida red de artesanos del Valle de Joux, fundaron su empresa en 1875. Mecanismos de golpeo, cronógrafos y complicaciones astronómicas fueron y son dominio de Audemars Piguet. De los aproximadamente 1.500 relojes producidos por Audemars Piguet entre 1882 y 1892, los registros de la compañía demuestran que más del 80% de ellos incluyeron al menos una complicación y, en muchos casos, numerosas complicaciones.

Su filosofía gira en torno a estas creaciones raras, preciosas y consistentemente únicas. Después de 140 años dominando la concepción, la construcción y la producción de complicaciones, Audemars Piguet plasma su arte en un libro.

Desde el primer reloj de pulsera con repetición del mundo, creado en 1892, hasta el resurgimiento de las complicaciones a finales de 1970, Audemars Piguet fabricó un total de 550 relojes de pulsera complicados, de los cuales no hay dos iguales: 35 repetidores de minutos, 188 relojes de pulsera con calendario, 307 relojes de pulsera cronógrafos y 20 relojes de pulsera de doble complicación con calendario y cronógrafo.

Por primera vez, se da a conocer la historia completa de los relojes de pulsera complicados de Audemars Piguet, ilustrada con fotografías detalladas, narraciones enriquecedoras sobre el contexto cultural, documentos históricos de primera generación, imágenes de archivo, especificaciones técnicas y datos de producción.

Además de los 550 relojes de pulsera complicados, el libro cuenta también la fascinante historia de la reaparición de las complicaciones, acaecidas durante el apogeo de la crisis del cuarzo a fines de los años setenta. En un momento de grandes cambios y perturbaciones en la industria, Audemars Piguet cambió el enfoque de las complicaciones, preparando el escenario para grandes desarrollos e innovaciones durante los años 1980, 1990 y en el siglo XXI.

Desde los orígenes de Audemars Piguet, la compañía ha tratado de abrir nuevos caminos en la creación de complicaciones, al mismo tiempo que ha adoptado una inmensa creatividad en lo referente a la forma del lenguaje y la estética del diseño.

Deja un comentario